0,00 S/

No hay productos en el carrito.

19.4 C
Lima
sábado, diciembre 3, 2022

Irán: cómo un velo mal puesto desató la rebelión femenina más fuerte en Medio Oriente

Mahsa Amini fue detenida por la policía de la moral por llevar mal el velo. Luego de unas horas fue declarada muerta. Sin embargo, las mujeres de Irán llenan las calles de protestas en uno de los países más violentos y opresores contra las mujeres. A la fecha existen 50 personas muertas, pero la policía niega su implicancia.

Puños levantados, una mirada orgullosa. Estas son las imágenes y los videos que circulan desde hace una semana: mujeres que corean consignas contra el régimen islámico iraní, que se descubren el pelo, que se lo cortan y que a veces queman el hiyab. Los iraníes se enfrentan a la policía y desafían la represión. Miles de mujeres y hombres se reunieron en las calles para protestar contra el régimen y rendir homenaje a Mahsa Amini.

Masih Alinejad es una de las periodistas que está dando voz a las manifestantes a través de sus redes sociales. «He recibido este vídeo desde Saghez, la ciudad en la que Masha Amini nació», dice en una de sus publicaciones, en la que aparece una mujer de la misma edad de Amini cruzando una carretera, con el pelo suelto y un velo rosa en las manos. «El Gobierno ha filtrado Instagram, ha restringido internet y está matando gente en las calles, pero no pueden matar nuestra esperanza y nuestros sueños», cuenta.

Dolor y empatía por Amini en más de 20 ciudades de Irán

Lo cierto es que la muerte de Mahsa Amini ha logrado unir a miles de iraníes a través del dolor y la empatía. Aunque algunos ciudadanos ya se echaron a la calle en 2019 por el aumento del precio de los combustibles, ahora el fallecimiento de la joven ha roto la fragmentación de la sociedad. En total, las manifestaciones lideradas por las mujeres sacuden más de 20 ciudades.

Ni la represión policial ni las promesas del presidente, Ebrahim Raisí, de que se investigará la muerte de Amini parecen suficientes para poner fin a las protestas. “Incluso los desfavorecidos, que son conservadores, cuestionan por qué se tomaron esas medidas contra Mahsa Amini, pero no se aplican las leyes de la moralidad en los centros comerciales de lujo del norte de Teherán”, ha añadido el académico Ali Alfoneh.

50 muertos, pero ningún responsable

Al menos 50 personas han muerto desde que comenzaron las protestas. Este es el nuevo balance que hizo el viernes 23 de septiembre la organización defensora de los derechos humanos, Human Rights Watch. Un día antes, la misma organización ya había mencionado al menos 31 fallecidos.

Por su parte, las autoridades iraníes reconocieron la muerte de 17 personas pero negaron la implicación de las fuerzas de seguridad en ellas.

Conexiones a Internet bloqueadas

El viernes, las conexiones a Internet seguían interrumpidas en el país, con las redes de WhatsApp e Instagram bloqueadas. Ante esta situación, Estados Unidos anunció medidas para «apoyar el acceso de los iraníes a la libre circulación de información».

Washington informó que levantará ciertas prohibiciones de hacer negocios con Irán para autorizar a las empresas tecnológicas a ofrecer plataformas y servicios que permitan a los iraníes acceder a Internet.

El anuncio se produjo días después de que el propietario de SpaceX, Elon Musk, dijera que tenía previsto solicitar a la administración estadounidense una exención de las sanciones contra Irán para poder ofrecer servicios de Internet a través de su constelación de satélites Starlink.

Las nuevas medidas «ayudarán a contrarrestar los esfuerzos del gobierno iraní por vigilar y censurar a sus ciudadanos», dijo el secretario de Estado estadounidense Antony Blinken. «El gobierno iraní tiene miedo de su propio pueblo», añadió.

Violencia histórica contra las mujeres

Solo en la última semana de julio, 32 personas fueron ejecutadas, incluidas tres mujeres que fueron ahorcadas por asesinar a sus maridos.

«No hay pena de prisión por asesinato [en Irán]. O perdonas o ejecutas», dice Roya Boroumand, directora ejecutiva de la organización iraní de derechos humanos Centro Abdorrahman Boroumand, con sede en Estados Unidos.

Mientras que otros países ejecutan a más personas que Irán, ningún otro ejecuta a más mujeres, según las cifras anuales de Amnistía Internacional.

La periodista iraní Asieh Amini, que ahora vive en Noruega, ha seguido de cerca los casos en que las mujeres son condenadas a muerte. Ella considera que la raíz del problema es el propio sistema legal.

Muchas familias cortan vínculos con las mujeres que son acusadas judicialmente, explican los activistas. Getty Images 

Según la ley, el padre y el abuelo paterno son el cabeza de familia y pueden decidir el destino de las hijas, incluido el matrimonio», explicó Amini a la BBC.

Esto significa que las niñas que se ven obligadas a casarse pueden enfrentar graves problemas, incluida la violencia doméstica, y les resultará casi imposible divorciarse en los tribunales iraníes, añade.

Las mujeres condenadas a muerte a menudo pierden incluso el apoyo de sus padres, quienes pueden desear defender lo que consideran el «honor de la familia».

Mahnaz Shirali sobre lo importante de estas protestas: «En primer lugar, creo que lo importante es la magnitud de las protestas. También es la primera vez que vemos que las manifestaciones duran tanto. Antes, los iraníes se manifestaban durante un día o dos, y después eran aterrorizados por el régimen y se iban a casa. Vemos que hay una persistencia y obviamente la República Islámica está cada vez más desestabilizada en sus fundamentos.»

Lee la entrevista realizada a una periodista de Irán. Pulsa aquí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Columnistas de Hoy

Seguidores

2,913FansMe gusta
510SeguidoresSeguir
5,258SeguidoresSeguir
450suscriptoresSuscribirte

Suscríbete a nuestro boletín

Bienvenido(a)👋 Un placer conocerte. Regístrate para recibir contenido interesante en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Puedes desuscribirte en cualquier momento.